Este sitio se ve mejor en Chrome. Tamaño del texto

EL MINERO QUE DOBLÓ SUS RODILLAS.

Por Marco Marín Parra.


Mario Gómez salió de la cápsula, tomó su bandera, y dobló sus rodillas dando Gracias a Dios.

Por qué comento esta situación: No recuerdo el día, pero esto me fue revelado en sueño; y soñé que el minero salía, y antes de saludar a las autoridades de la nación se arrodilló y levantó sus manos dando toda la Honra y Gloria a Mi Señor.

Lo comenté con mi esposa algún día atrás, y el Lunes recibí una llamada de mi antigua ciudad, a mi Hermana Mery se lo comenté y me respondió: así será para la Gloria de El Señor. Y el martes fui a orar con mi hermano Porfirio Vargas que nos reunimos dos veces por semana, le comenté mi sueño y oramos para que el rescate de los mineros saliera todo bien, y que el trabajo de mis hermanos dentro de la mina mostrara su fruto.

¡Qué Gozo es saber que este sueño fue realidad!, y creo que todavía Dios habla a su Siervos. Amén.

Solo deseo agradecer a todos mis hermanos que oraron por esta situación, y que constantemente estamos unidos en un solo cuerpo que es Cristo nuestro Señor.

En mi reflexión anterior (próximamente en este blog), quería darla a conocer, pero no fuí guiado a hacerlo; solo Dios conoce mi corazón y para Él sea toda Honra y Gloria por todos los siglos de los siglos, amén.

Daniel 6:25-26 Estos versículos los publique en mi facebook, y espero poder cargar y enviar el Mensaje con la Bendita poderosa palabra de Dios.

Tu amado hermano Marco Marin Parra.
Bendiciones.
Suecia - Lysekil.
Sígame en Facebook »

Imprimir este post.
Compartir este blog con sus amigos...
This entry was posted in , , , , , , , , . Bookmark the permalink.

Síganos en Facebook:

COMÉNTENOS SOBRE ESTE BLOG:

Amado Dios, dedico a Tí el trabajo de este sitio, y lo hago con todo mi corazón y con todo mi amor, esperando que por medio de él atraerás a los que deseas que vengan a Tí. Por mi trabajo en la oficina no puedo salir a predicar, pero con esto quiero hacer mi aporte. Recíbelo Señor, te lo entrego en tus manos, para que lo sostengas si te place. Recibe Tú la exaltación por los buenos comentarios; y por los ataques y ofensas hacia mi persona toma Tú el control de todo, pues este sitio es Tuyo Señor. A Tí sea la Gloria, la Honra, la Alabanza, el Poder y Majestad, por los siglos de los siglos en nombre de Jesucristo, Señor y Salvador Nuestro. Amén.